Identidad digital: sigue la guía

Redes sociales e identidad digital Flavien Chantrel | Publicado el 05/06/2012 – Actualizado el 24/04/2017

A la hora de buscar trabajo tienes que dominar tu identidad digital, esas huellas que dejas por todo Internet, a veces sin darte cuenta. Descubra en cinco pasos cómo controlar su imagen en la web.

Identidad digital: sigue la guía

Los reclutadores a veces buscan información sobre usted escribiendo su nombre y apellido en Google. Esta “búsqueda en Google” de candidatos ocurre con mayor frecuencia cuando el reclutador lo ha seleccionado de su lista corta para un puesto.

Al mirar lo que se destaca de ti en los resultados del motor de búsqueda, él puede aprender más sobre tu personalidad, tus actividades extraprofesionales. Esta no es una investigación policial, solo información adicional. Pero debes tener cuidado de que nada en estos resultados empañe tu imagen de “candidato ideal”.

  • Primer paso: ¡empieza a saber lo que se dice de ti! Un poco de egosurfing, un poco de búsqueda en Google (y la gente busca en sitios como 123 personas, Spock o Webmii) puede ver lo que sale primero. Idealmente: su CV online, blog o perfiles de redes sociales.
  • Segundo paso: limpiar todo lo posible los malos rastros: blogs antiguos, datos personales, fotos comprometedoras … Una pequeña desindexación de Google o un correo electrónico a los webmasters interesados ​​pueden acelerar las cosas.
  • Paso tres: tome un rumbo firme. Piense que todo lo que diga puede ser usado en su contra. Así que evita publicar cosas demasiado personales, fotos de fiesta, comentarios agresivos … Algunas actividades pueden y deben realizarse bajo un pseudo (sin reconciliación con tu nombre real por supuesto). No estoy seguro de que a un reclutador le guste encontrar tu perfil de Meetic, tu gremio en juegos en línea y otros … Cierra tus perfiles privados (ejemplo de Facebook) o usa un apodo para tus actividades más personales.
  • Cuarto paso: invade la web de tu negocio de forma positiva. Blog de empleo, perfiles en redes sociales profesionales, participación en sitios profesionales … Lo mejor es centralizar todo en un solo lugar para controlar tu imagen. El blog es una excelente manera, también puede optar por un sitio en su www.nomprenom.com, o una página de Google que reagrupará sus actividades.
  • Paso cinco: supervise periódicamente los resultados de Google y los sitios de búsqueda de personas en su nombre. Existen herramientas de monitoreo para automatizarlas (con una alerta en la consulta que no es el nombre), pero también puede hacerlo manualmente.

Por último, un pequeño consejo práctico antes de una entrevista, también puede buscar en Google el reclutador que va a conocer. Historia para conocer un poco más sobre su trayectoria, sus aficiones, su red. Es una forma astuta de encontrar posibles puntos en común. ¡Pero cuidado con los tocayos!

Además

Libro electrónico sobre identidad digital La identidad digital es un tema complejo en la encrucijada de la privacidad y la reputación. Para saber todo sobre estos rastros que dejas, encuentra la opinión de los mejores expertos en el blog del moderador