Encontrar trabajo en el trabajo: todos nuestros consejos

La estrategia de búsqueda de empleo Stéphanie Davalo | Publicado el 22/05/2019

No buscamos trabajo de la misma manera cuando estamos en un puesto o lo estamos buscando activamente. En la oficina, su enfoque probablemente será más sutil pero no menos efectivo.

Encontrar trabajo en el trabajo: todos nuestros consejos

¿Has estado cerca de tu publicación? ¿La realidad de sus misiones no corresponde o ya no se corresponde con lo mencionado cuando fue reclutado? Si sus varios intentos de cambiar las cosas no han cambiado nada, tal vez ahora sea el momento de hacer nuevos proyectos. ¡Aquí tienes nuestros consejos para gestionar tranquilamente tu búsqueda de empleo junto con tu vida profesional!

Investigación eficiente pero discreta

Manténgase discreto dentro de su empresa actual, eso es evidente, pero también dentro de su red y con sus futuros contactos. En su entorno, seleccione las personas clave que haya identificado como confiables y útiles para su investigación. En su empresa, es posible que necesite un contacto para darle a un reclutador que desee referencias, intente encontrar a esa persona que también puede ser un antiguo colega que ahora está publicado en otro lugar.

Otra situación: es posible que haya establecido una relación de confianza con su empleador o su Director de RRHH, lo que permite hablar de su deseo de cambio con total transparencia. En tal caso, asegúrese de mantener un cierto nivel de discreción con sus empleados: aún no se ha ido y aún puede cambiar de opinión.

Manténgase involucrado en su función actual

Todavía estás en el cargo y pagado para cumplir con tus misiones, tu nuevo proyecto no cambia nada. Limite su investigación a sus espacios de tiempo libre: antes de comenzar su día, posiblemente durante la pausa para el almuerzo y una vez que termine el día. También evita concertar cita para entrevistas en horario laboral o pide un día o medio día si es necesario, para no tener que justificar tu organización.

Sepa que legalmente puede ser despedido por mala conducta si dedica más de 10 minutos de su tiempo de trabajo diario a actividades personales. Sin embargo, es bueno saberlo: en caso de renuncia o despido, la ley le permite dedicar dos horas al día a la búsqueda de empleo durante el período de preaviso.

Si por alguna razón necesita almacenar documentos personales en su computadora, recójalos en una carpeta que llamará “privada” o “personal”, su empleador no podrá acceder a esta carpeta, a diferencia del resto del contenido de su computadora a la que tiene acceso, incluso en su ausencia.

Tus consignas: anticipación y organización

Combinará su trabajo actual y su investigación, en otras palabras, su agenda para las próximas semanas será bastante densa. Cuanto mejor organizado esté, más relajado y eficiente será. Pon un ejemplo para que tengas todas tus herramientas disponibles en tu smartphone, puedas optimizar un descanso o tiempo de espera y acceder a tus sitios de búsqueda de empleo, tus redes sociales, tu CV …

También anticipe la pregunta del aviso, que se le pedirá durante la primera entrevista. Con una duración de tres meses para los ejecutivos, se puede adaptar si acuerda un acuerdo con su empleador, que en particular puede aceptar que combine las dos horas mencionadas anteriormente para reducir su preaviso (si el convenio colectivo lo permite).

(GettyImages / Georgijevic)