Cómo decodificar una oferta de trabajo

Flavien Chantrel sitios de búsqueda de empleo | Publicado el 10/09/2009 – Actualizado el 24/04/2017

Para solicitar una oferta, primero debe saber descifrarla, comprender la misión, las expectativas del reclutador y las habilidades requeridas.

Cómo decodificar una oferta de trabajo

El descifrado de una oferta de trabajo debe tener en cuenta el tamaño y la industria de la entidad de contratación. En general, cuanto mayor sea la estructura, menos abiertos serán los criterios de selección.

Entender la misión exacta

Estos son algunos puntos clave a analizar para determinar adecuadamente el contenido del puesto propuesto:

  • ¿Qué grado de autonomía y / o capacidad para trabajar en equipo se requiere para este puesto?
  • ¿Cuál es la posición jerárquica del puesto? ¿Qué capacidad de gestión requiere esto?
  • ¿En qué entorno se ubica la misión? ¿Quiénes serán tus contactos diarios?
  • ¿Cuál es la naturaleza del puesto? en el front (relación con el cliente) o back office (administración / gestión, producción)?
  • ¿Qué disponibilidad (flexibilidad o no en horarios, limitaciones, etc.) y movilidad geográfica (funcional y estructural) requiere el puesto?

Todas estas características exigen que se identifiquen claramente habilidades particulares y cualidades personales para determinar la idoneidad de su perfil para el trabajo y su interés en él.

Comprender el perfil y las habilidades requeridas.

Este paso es importante para poner en perspectiva el perfil definido con tu CV (formación / experiencia) de forma objetiva.

  • El número de años de experiencia: de 1 a 2 años = un joven graduado con una pasantía significativa en la duración y en la naturaleza de la misión. 2 a 5 años = la importancia de la formación y la experiencia están equilibradas. El CV se pondrá en perspectiva con la noción de transferibilidad de competencias integradas. + 5 años = la idoneidad de la experiencia-pericia / misión primordial, así como la capacidad de gestión.
  • El nivel de calificación: una experiencia muy significativa puede permitir “anular” un nivel de calificación inferior al requerido para el puesto.

Formación: la importancia de este criterio suele ser inversamente proporcional al número de años de experiencia necesarios.

Descifrando los criterios

Los tres términos siguientes pueden aplicarse a la experiencia, la formación, las habilidades técnicas (idiomas, software, etc.), … y cualquier cosa que describa el perfil del candidato. Estos criterios permiten evaluar la importancia de las competencias requeridas:

  • Obligatorio: criterio de bloqueo
  • Deseado / idealmente: criterio de semibloqueo
  • Apreciado: criterio determinante selectivo

Análisis realizado, ¿coincide con el perfil requerido y está interesado en la tarea? Sin dudarlo, envíe su carta de presentación y CV.